martes, 12 de agosto de 2014

Cleopatra: “La boca de diez mil hombres” y la felación en la historia.



Según el diccionario: La felación (del latín fellatio) felatorio o coito per os (por boca), es una práctica de sexo oral que consiste en chupar, lamer, usar la lengua para generar movimientos circulares en el glande y estimular el pene con la boca y con los labios.

En Grecia

En La Ilíada aparece por primera vez el término mujeres de Lesbos y hace referencia a las féminas que mejor practicaban la felación, ya que el verbo griego lesbiázein significa "felar". De hecho, en la Grecia clásica la isla era famosa por la destreza y tendencia de sus habitantes a realizar esta práctica. La desviación del significado de este término se debió al uso que le dieron posteriormente los cristianos y a la procedencia de la poetisa Safo. Sin embargo, el vocablo que se utilizaba en la antigua Grecia para referirse a las lesbianas era tríbada, del griego tribo (frotar).

En Roma

En la antigua Roma se llamó a esta práctica como fellare o irrumare o de las felatrices. Se considera que esta práctica fue habitual en el mundo romano por el hecho de que Marcial la citara en varias obras.

Los romanos ligaron el poder al sexo oral, creando roles dominantes y sumisos. Aunque el cunnilingus (misma práctica pero hacia la vulva) se consideraba una práctica sucia, gracias a algunas pintadas hechas en los baños públicos y a palabras talladas en las paredes, se sabe que algunos prostitutos masculinos esperaban en las esquinas de estos baños a mujeres que solicitaran sus servicios.


Practicar una felación o un cunnilingus, ya fuera un hombre o una mujer el ejecutor, lo convertía en culpable. Según la jerarquía romana de la degradación sexual, un hombre sospechoso de haber estimulado oralmente a una mujer se rebajaba más que uno que fuera penetrado por otro hombre. Se le imponía el estatus legal de infame, al mismo nivel que prostitutas, gladiadores y actores, lo cual le impedía votar y representarse a sí mismo ante un tribunal.

En Perú

La antigua cultura peruana moche rendía culto a la vida diaria incluyendo las prácticas sexuales. Describían felaciones en sus cerámicas.

En Papúa Nueva Guinea

Entre los sambianos de Papúa Nueva Guinea existe la creencia de que el semen tiene propiedades especiales, por lo que es importante que los jóvenes ingieran el semen de sus mayores a través de la realización de felaciones. Es una iniciación importante para que los jóvenes adolescentes alcancen una adecuada maduración sexual.

En la India

El Kámasutra indio, del primer siglo d. C., describe el sexo oral analizando la felación con gran detalle y mencionando brevemente el cunnilingus. Sin embargo, de acuerdo con este texto, la felación es sobre todo una conducta característica de los eunucos, quienes usaban su boca como sustituto de los genitales femeninos.

El autor Vatsiaiana establece que también la practicaban "mujeres no castas" y menciona el prejuicio tradicional, muy extendido, de considerar esta práctica como degradante o impura. Vatsyayana parece coincidir en cierta medida con estas actitudes, afirmando que un 'hombre sabio' no debería caer en esa forma de cópula, aunque reconoce que puede ser apropiado en algunos casos, que, curiosamente, no llega a especificar.

En Khajuraho se encuentra el mayor conjunto de templos hinduistas de la India, famosos por sus esculturas eróticas. Según algunas hipótesis, la decoración tenía un motivo educativo: enseñar el Kamasutra a los más jóvenes. Para otros, los templos son un homenaje al matrimonio entre Shivá y Párvati, e incluso algunos apuntan que la representación de amantes servía de protección, ya que ahuyentaba a los malos espíritus y a los rayos. Se construyeron en un espacio de tiempo de unos cien años, entre el año 950 y el 1050, y entre sus esculturas ya podemos ver figuras practicando la felación.

Según la Biblia

Sodoma y Gomorra cayeron alrededor del año 1900 a. C. Según los recientes estudios de los arqueólogos Graham Harris y Tony Beardow, el término sodomía provendría de la ciudad de Sodoma, en la que se describen actos sexuales que no conducían al embarazo, como la masturbación, la felación, el cunnilingus y el sexo anal.

Según el Corán

En la literatura islámica se prohíbe explícitamente dentro del matrimonio el sexo durante el ciclo menstrual. Pero la actitud hacia el sexo oral y el sexo anal es un tema de discusión entre los alumnos modernos del Islam. En lo que concierne al sexo oral, algunos autoridades religiosas opinan que sí se permite realizarlo, siempre y cuando no entre líquido en la boca. Otras facciones, en cambio, creen que la estimulación oral del pene está prohibida, mientras que la estimulación oral femenina es aceptable.

Cleopatra y sus felaciones

La felación era un arte practicado por algunas mujeres egipcias, no siempre prostitutas, conocidas como felatrices, dándose la particularidad de pintarse los labios de un determinado color para dar a conocer su inclinación por esta práctica.

A lo largo de la historia, distintas mujeres han sido señaladas como grandes o expertas felatrices, o bien se hicieron conocidas a causa de algún escándalo sexual. La más conspicua de ellas ha sido la reina Cleopatra, quien ha pasado a la historia por muchas de sus cualidades, también lo ha hecho por su apetito sexual. Los griegos la apodaban "merichane" -“la boquiabierta” o “la boca de los diez mil hombres”- y Cheilon "la de los labios gruesos”.

De Cleopatra se afirmó que fue capaz de practicarle sexo oral a cien soldados romanos en una noche.


Fuente:
http://www.culturizando.com



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada