jueves, 17 de octubre de 2013

Escucha mi voz, Susana Tamaro



He llegado a la conclusión, que cuando una vida se ha roto no se puede recomponer, sólo se puede fingir, se puede poner cola a los fragmentos, pero será siempre una reparación aparente. 

Rota, quiere decir que dentro de ti existen dos, tres o cuatro partes que ya no se pueden recomponer, y que para vivir, deberás intentar juntar las piezas sin que se oigan los chirridos que producen dentro de ti… los lamentos de la resignación.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada